¿Lo que sientes es amor, o tienes baja autoestima?

by salud on 15/02/2016

in Autoayuda - Autoestima,Vida7

 

¿Lo que sientes es amor, o tienes baja autoestima?

El amor es un sentimiento que, entre otras cosas, está compuesto de confianza, alegría y reciprocidad.

marthadebayle.com.-Mario Guerra

Cuando lo que predomina es la ansiedad, la sumisión o la inseguridad del amor del otro, quizá ya no se está en una relación por amor, sino por la necesidad de que alguien nos haga sentir importantes, valorados y amados.

¿Cómo se relaciona la autoestima con el amor?

De niños nuestros padres son como un espejo que nos devuelve un reflejo de quienes somos.

Si ese espejo estaba “defectuoso”, nos devuelve reflejos distorsionados en donde nos vemos “perfectos” (y nos volvemos narcisistas) o “muy ñangos” (y desarrollamos baja autoestima).

Nos vamos percibiendo como:

Dignos de ser amados

Nos sentimos libres para amar y ser amados no por lo que hagamos (o hagan por nosotros), tengamos (o tenga el otro) o demos (o nos den), sino por quienes somos.

Se entiende que no todos van a amarme y yo no voy a amar a todos. No se necesita, sino se disfruta el amor.

Con el derecho a ser amados

Entonces exigimos a los otros que nos amen y el que no lo haga es un imbécil que no reconoce “lo que es bueno” y “el se lo pierde”.

Se piensa “los demás deben amarme por ser YO”.

Indignos de que nos amen

Entonces cuando alguien nos ama pensaremos que lo hará por lástima, por error o por casualidad, pero que eso se terminará en cualquier momento.

Se piensa: “nadie puede amar a alguien como YO”

Al crecer, esa imagen se convierte en nuestra propia percepción y desarrollamos una creencia que vamos autoconfirmando.

Es normal amar y ser amado.

Soy superior, porque sólo unos pocos me aman. La mayoría no sabe cómo amarme o no lo hace como merezco.

Tu necesidad de que te amen es enorme, pero acabas por asfixiar o aburrir a quien te ama y le ahuyentas; entonces confirmas que nadie te quiere.

La persona con baja autoestima tiene una necesidad tan grande de estar en una relación (busca de nuevo un espejo en el cual reflejarse) como es su miedo al rechazo ya cuando está en una (está seguro que lo que verá en ese reflejo será algo horrible).

¿Cómo se disfraza la baja autoestima de amor?

Básicamente crees que si no te quejas y aguantas, eres complaciente y hasta sumiso, tu pareja te querrá más. Juras que siendo calladito, aguantador y hasta servicial te querrán. No mucho, pero te querrán…

Un estudio realizado en el 2015 por la doctora Megan McCarthy, en la Universidad de Waterloo, dice que cuando se está en una relación romántica y se tiene baja autoestima:

Se callan las propias necesidades para no molestar al otro.

Se finge que se está de acuerdo con el otro en todo lo que hace y no hay quejas ni reclamos abiertos para que no se vaya a enojar y se marche.

Se tiende más al chantaje emocional que a hablar de los problemas directamente.

¿Por qué las personas con baja autoestima necesitan estar en una relación?

Hay un tipo de autoestima que se llama “Autoestima contingente basada en las relaciones”.

Igual que en aquella infancia, se depende de las reacciones positivas de las personas amadas para sentirse bien.

Las señales de aprobación constantes se convierten en signos de valía; la ausencia de esas señales, en la creencia de que ya no se es valioso.

Por eso buscan constantemente refuerzo positivo acerca del amor que se les tiene.
¿Por qué se desarrolló este tipo de autoestima?

El doctor David Sack, de la UCLA, señala que las personas que desarrollan esta autoestima contingente basada en las relaciones tienen problemas en una o más de estas áreas.

Autonomía

  • Sentir que eres libre de tomar tus propias decisiones.
  • Competencia
  • Sentir que eres efectivo en lo que haces.
  • Pertenencia
  • Sentir que eres parte de un grupo social o familiar y que eres bienvenido por ser quien eres.

¿Cuáles son las señales de que se está en una relación por baja autoestima y no tanto por amor?

Estás hipervigilante a todo lo que tu pareja hace o dice.

  • Como un niño pequeño que mira la expresión de sus padres para saber si lo que hizo le gustó o no.

Todo para ti tiene un doble significado e interpretas “señales” según tus temores.

  • Si le haces un café y no se lo acaba piensas que no le gustó.
  • Si le sugieres ver una película estás más atento a su expresión que a la película misma y al final si no te dice que le súper encantó, y se lo ves en la cara, piensas que la regaste y que le recomendaste la peor película de la tierra y que ahora pensará que eres una especie de loser.

Vives con inseguridad acerca de tu relación o el amor de tu pareja.

  • Constantemente piensas que se irá con alguien más.
  • Dudas sin razón objetiva de que te quiera. Aún cuando te lo dice lo dudas.

Toda sugerencia la tomas como una crítica y las críticas como tragedias.

  • ¿Y si mejor nos vamos en taxi? significa para ti “Manejas como una loca”.
  • “No me gusta que llores por todo” lo traduces en “Eres una maldita dramática”

Te vuelves paranoico

  • Especialmente si ya de por sí eres celoso o celosa.

No eres feliz ni estás en paz.

  • Un estudio realizado en la Universidad de Houston señala que aunque estés en una relación, no te sientes amado o satisfecho.

La posibilidad de que se termine la relación te aterra y afecta tu salud

  • Lo percibes como una ingratitud o un abandono.
  • Sientes que no puedes vivir sin tu pareja.
  • Porque te quedas de nuevo sin alguien que te devuelva un reflejo de tí, lo que equivale a que sin esa persona “ya no vas a existir” o tu vida ya no tiene propósito.
  • Desarrollas ataques de ansiedad, depresión, alteraciones del sueño, del apetito y subes o bajas de peso de manera notable.

¿Qué riesgos hay en estar en una relación por baja autoestima?

  • Principalmente si te disfrazas de esclavo lo que vas a atraer es a un amo que necesite de uno para servirle.
  • Si te disfrazas de bufón tendrás que hacer reír al rey, hasta que, luego de un tiempo, le aburran tus chistes y te despida de su corte.
  • Se convierten en tu pareja y su sombra (o sea tú).

Descuidas tus necesidades y ni siquiera escuchas las de tu pareja cuando te pide que busquen ayuda, dejes de estarle acosando o te pide que opines o resuelvas algo por tus propios medios.

¿Qué hacer?

Reconoce que amar no produce miedo ni ansiedad, pero una relación de pareja no es para llenar tus huecos emocionales, sino para compartir lo bien que te sientes siendo tú, con otra persona que haga lo mismo contigo.

Antes de pensar en estar en una relación debes poder sentirte bien contigo mismo. Si no es así, lo mejor será que esperes y busques trabajar con tu autoestima, tu infancia y tus miedos.

Comments on this entry are closed.

Previous post:

Next post:


Estadisticas